martes, 3 de mayo de 2016

CHEVROLET IMPALA SPORT SEDAN (1967)

El Chevrolet Impala fue presentado como tope de gama de la línea Bel Air en el otoño de 1957, como modelo 1958, y fue un gran éxito. Se presentaro luego sucesivas generaciones.



La que apareció en 1965 era la cuarta. Había sido rediseñado por completo y presentaba una línea más estilizada respecto de las de los años anteriores. Se habían evitado casi todos los ornamentos innecesarios y su diseño era muy limpio y moderno.



Las ventas totales de 1965 llegaron al millón de ejemplares, tal era el éxito y el arraigo de este modelo.



Las versiones más potentes equipaban el novísimo motor V8 de 6,5 litros de cilindrada y la caja Hydramatic 350.



El “Sport Sedan” aparecido en 1967 era un auténtico “Muscle car”. Tenía cuatro puertas, pero la ausencia de pilar B le confería un estilo deportivo. Sus principales argumentos estaban bajo el capó: Un motor Turbo-Jet L36 V8 de 385CV que movía los 1.741 kg de peso del coche hasta los 210 km/h y lo aceleraba de 0 a 100 km/h en sólo 7,1 segundos.



A cambio de semejante potencia disponible, el rendimiento era de sólo 4,6 kilómetros por litro de gasolina.



Las cajas eran automáticas de 3 y 4 marchas, y dos automáticas: Hydra Matic y Powerglide.



La miniatura es de la marga Greenlight, pertenece a una serie dedicada a coches de Hollywood y éste en particular, a la serie “Supernatural”. Originalmente trae dos reflectores en los parantes A, los que retiré en función de dejar a la miniatura en estado estándar.

CRUISER


18 comentarios:

  1. Un lobo con piel de oveja, con su aspecto de coche de respetable padre de familia debió sorprender a más de un "quemado" de la ruta...

    Éste Greenlight sí que me gustó, Diego.

    Y me imagino el tamaño de la miniatura, que debe ser bestial.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. Un lobo con piel de oveja, con su aspecto de coche de respetable padre de familia debió sorprender a más de un "quemado" de la ruta...

    Éste Greenlight sí que me gustó, Diego.

    Y me imagino el tamaño de la miniatura, que debe ser bestial.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bastante grande el autito. Realmente era un "muscle car" de cuatro puertas, aunque esa combinación a priori pareciera ilógica.
      Saludos!

      Eliminar
  3. en la vista lateral delantera, se aprecia el family feeling con nuestro chevy.
    me gusta que tenga tan poco ornamento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, desde algunos ángulos parece un Chevy metido adentro de una cáscara un poco mayor. Y aunque para nosotros los Chevy eran coches realmente grandes, eran chicos al lado de Chevelles e Impalas. Parece mentira!
      Saludos!

      Eliminar
  4. Me alegra mucho ver una réplica de un verdadero auto. Por fin!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me alegra mucho ver al Vasco de nuevo en un blog!!!

      Eliminar
  5. Una pieza interesante, me a gustado mucho.
    Saludos.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y recientemente salida del horno, es de producción bastante reciente.
      Saludos!

      Eliminar
  6. Muy buen Chevrolet clásico americano donde los haya lo que mas me gusta de ellos sus largos paragolpes cromados que los hay por donde se mire en toda la carrocería

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los cromados en combinación con el color negro no defraudan nunca!
      Saludos!

      Eliminar
  7. Excelente miniatura, muy detallada y con un molde muy exacto al real. Conozco el de Neo y tiene errores por todos lados (muy comun en replicas de esa marca) y cuesta 3 veces mas que este de Greenlight.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No lo había visto de NEO, el que sí he visto y tiene fallos imperdonables es el de True Scale.
      Saludos!

      Eliminar
  8. Por suerte hubo evolución , y sacándose todo lo que sobraba del modelo anterior , este Impala hasta es un lindo auto .
    Me imagino que habrás guardado los buscahuellas que sacaste en la "cajita de los requechos" ; nunca se sabe cuando va a aparecer un receptor !

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto! Ahí están, en el frasquito de ópticas, retrovisores y demás menudencias!
      Saludos!

      Eliminar
  9. Muy bueno, siempre me encantó este auto tan largo; no recuerdo a esa serie de televisión a la que pertenece, ¿la vimos por aquí?
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una serie contemporánea, Juanh, no de aquellas que hacían que las noches de nuestras infancias se caracterizaran por tenerlas en horario "prime time" en canales de aire. Recuerdo los lunes "Ladrón sin destino", martes "SWAT", miércoles "Las calles de San Francisco", jueves "Los invasores" y así todos los días, lejos del panorama actual donde de punta a punta de las programaciones los canales de aire llenan espacios con programas de panelistas que hablan gansadas. Esta serie es o fue pasada por canales internacionales de cable. Nunca la he visto, así que no conozco los pormenores de la miams.
      Saludos!

      Eliminar
    2. Diego, es que a nosotros nos gustaba más ver el dedo meñique torcido de "Los invasores", o a Robert Wagner robar una obra de arte, o a Karl Malden y Michael Douglas recorrer las subidas y bajadas de las calles de San Francisco, que verle las siliconadas tetas viejas y, lo que es peor aun, escuchar las académicas opiniones de esa filósofa contemporánea que es Moria Casán... O será que habremos vivido equivocados amigo?
      Abrazo!

      Eliminar