lunes, 30 de abril de 2018

FORD FAIRLANE LTD V8 (1969)

Para finales de los años 60s el Ford Falcon era uno de los coches de mayor éxito en Argentina. Pero la marca quería tener un producto para incursionar en el segmento de los coches “grandes”, el cual se lo repartían los IKA Rambler y Chrysler Valiant. Para eso recurrieron a la gama Ford que se producía en Detroit. El elegido fue el modelo Torino, que en Estados Unidos presentaba variantes de cuatro y dos puertas, convertibles y coupés, estas últimas militando en el segmento de los “muscle cars” del país del norte.



El Torino era un coche que encajaba perfectamente en los planes de Ford Motor de Argentina para pelear el nicho elegido. Pero IKA ya tenía registrado el nombre, por lo cual la terminal local usó el nombre Fairlane, propiedad de Ford.



En 1969 se lanzó el nuevo Fairlane, sólo en versiones sedán cuatro puertas. En el mismo año del publicitado alunizaje, la filial local promovía al auto con el lema “La serenidad espacial”. Habían tres versiones disponibles: Standard, Fairlane 500 y Fairlane LTD, este último como tope de gama. Dos motores los equipaban: el 6 cilindros en línea de 3.620cc que compartía con el Falcon más potente, y el V8 de 4.875cc., que no era el mismo que equipaba en Estados Unidos, sino que era el que la marca disponía localmente para usar en las pickups F100.



Con ese impulsor, el LTD lograba una potencia de 185HP y una velocidad máxima de 175 km/h, con un alto costo en el consumo: 5 km por litro de promedio. Tenía caja de tres velocidades sincronizadas con palanca al volante, suspensión delantera independiente y doble circuito de frenos. A partir de 1971 se introdujo el motor V8 Fase II que incorporaba nuevos tapa de cilindros, cigüeñal, bielas y pistones.



Exteriormente era un auto realmente grande e imponente, de líneas rectas y sobrias. Por dentro el LTD presentaba tablero acolchado, aire acondicionado integral, y butacas delanteras separadas por un apoyabrazos. La variedad de combinaciones entre colores de carrocería, de techo vinílico y de interiores era muy amplia. Si bien era un coche muy cómodo y de confort de marcha superlativo, en principio presentó problemas en su motor, que no estaba decuado al vano del coche sino al de la pickup, presentando problemas y contratiempos mayúsculos para tareas tan sencillas como cambiar las bujías. 



Los frenos también se mostraban deficientes para detener sus 5,10 metros de largo. Con el motor Fase II se resolvieron los problemas mecánicos, y con el andar del tiempo también aparecieron frenos a disco delanteros y dirección de potencia.



El Fairlane se produjo hasta 1981, año en el que los importados fueron una competencia imposible de afrontar por el veterano modelo, que había tenido un restyling en 1973 pero que acusaba el paso del tiempo. Salió de las líneas de montaje luego de haber sido fabricadas 29.602 unidades.



La miniatura de la serie “Autos Inolvidables Argentinos” de Salvat, tiene muchos detalles encomiables, en parrillas, faros, calcos identificatorios, detalles en color aluminio, y la excelente pintura del techo vinílico. Sin embargo presenta problemas de proporciones, que son mas notables en el sector trasero y en la línea “botella de Coca Cola” lateral. El tercer volumen se ve un tanto corto, y es el defecto más apreciable, que lo aleja bastante de lo que el Fairlane era en realidad.



A mi miniatura le hice los retoques acostumbrados oscureciendo llantas y pintando el centro rojo de las mismas, pintura de interiores, recorte de escapes (eran demasiado largos y sobresalientes), y levanté un poco el tren delantero, ya que una de las características del coche era que su línea lateral a la altura del capó quedaba casi horizontal respecto al suelo, y la de la miniatura quedaba un poco apuntando hacia abajo, lo que le restaba un poco de presencia. También ensanché las trochas, que eran demasiado angostas y las ruedas estaban demasiado metidas dentro de los guardabarros.



CRUISER



sábado, 28 de abril de 2018

PLYMOUTH TRUCK PT125 PICK UP (1941)

Plymouth es una marca a la que no se la suele relacionar con pick ups. De hecho fueron pocas las incursiones que realizó en el rubro. La primera fue en los años previos a la Segunda Guerra Mundial, precisamente entre 1937 y 1941, con la fabricación del modelo Plymouth Truck Pickup.



Raramente se vea hoy en día un ejemplar sobreviviente. En su momento eran sólo herramientas de trabajo, y el interés de los coleccionistas por rescatarlas y preservarlas sólo se dio muchas décadas después, cuando la mayoría de las mismas había sido destruída por el trabajo duro y el paso del tiempo, usadas y desechadas.



Tenía el mismo motor de seis cilindros en línea de 201 pulgadas cúbicas que equipaba a varios vehículos contemporáneos de la gama Chrysler. 



La camioneta había sido presentada en 1937, como un clon de la pick up Dodge contemporánea, y se llamó Plymouth Truck 50 (PT50). 





En el año siguiente, se denominó PT57 con algunas pocas mejoras pero un aumento considerable de precio. Las ventas cayeron a sólo 4.620 unidades, probablemente afectadas por la recesión en Estados Unidos.



Para 1939 la pickup se relanzó como PT81, siendo idéntica a sus hermanas de las marcas Dodge y Fargo. La cabina era un poco mas amplia y la rueda de repuesto se ubicaba debajo de la caja de carga, entre los largueros del chasis.  Hubo leves cambios en la grilla delantera. Las ventas subieron un poco, hasta alrededor de 6.000 ejemplares. En 1949 aparece la versión PT125, que difería poco de la anterior.



No se sabe muy bien por qué la marca dejó de ofrecer pickups luego de la Guerra, ya que la expansión de los concesionarios Chrysler/Plymouth le hubiera brindado una interesante red logística apoyada por el aumento exponencial de la demanda de este tipo de vehículos luego de la Contienda.



La versión que estamos viendo, en la miniatura de Motormax, es la última, correspondiente a 1941. La miniatura tiene un buen molde en general, como suele ofrecer la marca, que falla principalmente en los detalles. Van algunas fotos del modelo tal cual sale de la caja: 




En este caso, el detalle mas notable a modificar era el de los faros delanteros completamente plásticos opacos, pintados en plateado. Procedí a limar la convexidad de los mismos y a agregarle dos ópticas de acrílico proveniente de mi banco de donantes. En la foto de abajo, el limado de la convexidad plástica para alojar nuevos faros acrílicos y aros cromados 




También pinté las llantas para diferenciarlas de las tazas, los interiores, el logo en la tapa traseray le apliqué sombreado a la parrilla. Una matrícula histórica completó la transformación. En definitiva, quedó un poco más cumplidora. Y bienvenida una nueva Motormax, marca de la que soy entusiasta por su bajísimo precio, y a pesar de haber incursionado muy poco en la escala 1/43.

CRUISER
.



miércoles, 25 de abril de 2018

FIAT 6C 1500 (1935)

El modelo Fiat 6C 1500 era un coche producido entre 1935 y 1950, en varias series.



Se trató de uno de los primeros modelos del mundo probado en un túnel de viento, siguiendo al Chrysler Airflow, aparecido un año antes. Como consecuencia, logró un muy buen coeficiente aerodinámico y al contrario de su similar norteamericano, en Europa este coche y su original diseño fueron un éxito.



Fue presentado en el Salón de Milán de 1935. Su motor era un seis cilindros en línea de 1.493cc, produciendo 45CV. La caja era de cuatro marchas.



Por primera vez un Fiat ofrecía suspensión independiente en el tren delantero.



Hubo dos estilos de carrocería, de dos y cuatro puertas. Ambos carecían de tapa del maletero, y se accedía al mismo desde el interior.



También estaba disponible como chasis desnudo, y numerosos ejemplares fueron carrozados por especialistas fuera de fábrica.



En 1939 se emplezó a producir la segunda serie, que como era costumbre en Fiat, se reconoció con el agregado de la letra B al nombre.




La miniatura es marca Metro.


CRUISER

domingo, 22 de abril de 2018

BUICK ROADMASTER CONVERTIBLE (1947)

El Buick Roadmaster fue producido por la marca de GM en dos etapas: entre 1936 y 1958, y entre 1991 y 1996. Los de la primera etapa fueron construIdos sobre el chasis mas grande de Buick, compartiendo su estructura básica con Cadillac, y luego de 1940, con Oldsmobile, otras dos marcas del grupo.



El Roadmaster era el buque insignia de Buick. La generación presentada en 1942 era la cuarta. Como todas las creaciones de Harley Earl, se trataba de un modelo “más largo, mas bajo y mas ancho” que el de la generación anterior. Su distancia entre ejes había crecido y presentaba una parrilla con barras cromadas verticales.



Presentaba la línea que se llamó “Airfoil”, que se iniciaba en el guardabarros delantero y descendía en curva hacia el inicio de los traseros. Este elemento de diseño se mantuvo en los Buick aún hasta los años 80s, derivado en el llamado “Sweespear” cromado.



El Roadmaster de cuarta generación perdió la opción de cuatro puertas. Sólo presentaba dos, en modalidades de sedán y cabriolet. Esta generación fue afectada por la Segunda Guerra Mundial, durante la cual la fábrica se concentró en la producción de material bélico y de coches sólo para uso militar, con menos cromados, prácticamente reducidos a los parachoques.



En 1946 se reanudó la producción normal. Volvieron los cromados y la opulencia. Los paneles de instrumentos eran de dos tonos y empleaban madera, excepto en los convertibles, que eran de chapa del color de la carrocería. Se hicieron cambios en los carburadores a fin de ahorrar combustible, todavía escaso en esos años posteriores a la Guerra, y la potencia cayó de 165 a 144 CV, aunque aún eran más caballos de fuerza que sus rivales de Chrysler.



El Roadmaster aumentó su participación en las ventas totales de la marca en la Posguerra, pasando del 4% en 1941 al 20% en 1946, año en el que se comercializaron 31.400 unidades.



La miniatura es de la marca Motormax, que aunque con pocas incursiones en la escala 1/43, suele utilizar moldes correctos, fallando sólo en las terminaciones. Pero su precio justifica largamente la adquisición. 300 pesos por un coche en caja, con peana, cuando por los Inolvidables de Salvat se pagan $ 350, es un buen parámetro para apreciar lo mucho que entrega la marca y lo poco que pide a cambio. A mi ejemplar lo retoqué en la parrilla, luces traseras, que no tenía, color y bandalines en las ruedas, y un par de placas de California del año 1949.



CRUISER


jueves, 19 de abril de 2018

AUTO UNION 1000 S (1960)

Conocida es la historia del DKW-Auto Union 1000S en Alemania, la que ya hemos reseñado en este blog, además de la de su producción en Brasil por parte de la empresa local Vemag. Argentina fue otro de los destinos de este particular coche.



Dotado de confort, practicidad y sencillez mecánica como sus principales argumentos de venta, el Auto Union 1000S repitió su éxito en nuestras calles durante toda la década de los 60s.



Las primeras unidades del coche se fabricaron en la ciudad de Santa Fe por parte de Industria Automotriz Santa Fe S.A. (IASFSA), quienes a poco trasladaron sus instalaciones a la que con el tiempo sería el Parque Industrial de la vecina localidad de Sauce Viejo, donde el coche y otros derivados de esa plataforma como pick up, furgón, break y coupé, fueron fabricados hasta finales de 1969.



Un total de 22.000 unidades salieron de las líneas de montaje en la década. El coche ya era un poco antiguo para cuando se comenzó a fabricar, ya que en Europa había sidopresentado en 1953, pero sus adelantos técnicos le permitieron permanecer en el mercado mucho tiempo después de discontinuado en Alemania.



Conquistó a los usuarios en base a un buen espacio interior, su motor de baja cilindrada, económico y rendidor, sus asientos enterizos capaces de acomodar hasta seis ocupantes. El tablero era sencillo pero de información completa, montado sobre una plancha de metal, como era común por entonces.



Las puertas delanteras eran de tipo “suicida”.  El impulsor, tricilíndrico de dos tiempos y 980cc se las arreglaba para alcanzar 44HP, y presumía de tener tan solo seis piezas móviles, lo que según el fabricante, disminuía el desgaste, la posibilidad de roturas, y estiraba proporcionalmente su vida útil.



Medía 4,32 metros de largo, 1,68 de ancho y 1,49 de alto. Su distancia entre ejes era de 2,45 metros y su peso de 930 kilos. En el tanque podía contener 40 litros de mezcla nafta-aceite. Precisamente el hecho de tener que mezclar aceite al combustible era el pricipal contratiempo de estos coches, además del molesto y oloroso humo azul que solían emitir. Como contrapartida, le proporcionaba agilidad en el tránsito, una rápida aceleración con partida detenida y suavidad de marcha.



Era un auto familiar por excelencia, con gran confort y suavidad de andar, gracias a sus suspensiones delanteras independientes y trasera de eje rígido con ballesta transversal complementada con amortiguadores de doble acción.



La miniatura, de la colección Autos Inolvidables Argentinos de Salvat, es una de las más lindas y logradas de toda la colección hasta el momento. Representa al modelo argentino en su primera serie, es diferente a la que apareció en Brasil distinguiéndose de aquélla en llantas, parrilla, parachoques, pilotos traseros y sentido de apertura de puertas, y la base de las antena de radio en el guardabarro delantero izquierdo, realizada muy delicada y proporcionadamente.  Todos detalles que se agradecen en nombre del rigor histórico.



CRUISER



lunes, 16 de abril de 2018

FIAT CROMA (1985)

El modelo Croma fue producido por Fiat entre 1985 y 1996. Se trató del primer modelo del mundo en equipar un motor turbodiesel de inyección directa, tecnología hoy extendida por todo el planeta.




Compartía su plataforma con los Alfa Romeo 164, Lancia Thema y Saab 9000. Su carrocería era tipo “liftback”, con cinco puertas y cinco plazas. El motor era delantero transversal y la tracción delantera.




Presentaba varias alternativas de motor naftero: un 1,6 de carburador y dos válvulas por cilindro de 83CV, y un 2 litros con inyección de combustible, dos válvulas por cilindro, de entre 113 y 120 CV, un 2 litros de inyección y cuatro válvulas en versiones atmosférica y con turbocompresor que llegaba a los 140 y 155CV respectivamente, y un 2,4 litros de 162CV.




Dos motores Diesel, uno de 2,5 litros atmosférico de entre 75 y 83CV, con turbocompresor de entre 90 y 118CV y el 1,9 Diesel con turbocompresor e inyección directa de 90CV.




También fue el primer coche de producción del mundo en incorporar turbo de geometría variable, en 1991. Todos los motores eran de cuatro cilindros a excepción del 2,5 naftero que era de seis cilindros en V.


En 1996 Fiat terminó su producción sin presentar ningún reemplazante, abandonando así el nicho de los coches grandes. Se fabricaron en total unas 450.000 unidades.




La miniatura es marca Norev.





CRUISER

viernes, 13 de abril de 2018

MERCEDES SIMPLEX (1902)

El Mercedes Simplex se produjo entre 1902 y 1909, por la Daimler Motoren Gesellschaft, y fue el segundo automóvil de la Daimler en llevar el nombre Mercedes.



Fue diseñado por Wilhelm Maybach en Stuttgart. Contó con motores cuyas potencias iban desde los 40 a los 60 caballos de fuerza.



Su cuerpo era grande y ancho, con un centro de gravedad bajo. Respecto a su antecesor, el Mercedes 35HP de 1901, el Simplex era más cómodo y fácil de manejar, de allí su nombre, “Simplex”.



El coche apuntaba a la clientela de la alta sociedad, y se lo se promocionaba como un coche apto tanto como para conducir confortablemente por las calles de la ciudad, o para ir a hacer un picnic al campo.



El Simplex también fue exitoso en las carreras, estableciendo nuevos récords de velocidad. Ganó a ambos lados del Atlántico, adjudicándose también triunfos en Detroit y en la Copa Vanderbilt.



El motor de 4 cilindros y 6.786cc estaba situado sobre el bastidor de acero tubular, y su ubicación baja le daba estabilidad a grandes velocidades. La máxima que podía desarrollar eran 111 km/h.



Sus llantas eran de radios de madera, y posteriormente fueron reemplazadas por otras de acero fundido, siendo el primer coche del mundo en utilizar esta solución técnica.



Se conservan al día de hoy 13 unidades de Mercedes Simplex, una de ellas radicada en Argentina.

La miniatura es de la marca Ixo para Eaglemoss.

CRUISER