lunes, 20 de mayo de 2019

COMPARATIVO FORD FALCON Y GRANADA CONTEMPORÁNEOS


Para materializar el último de los restylings que tuvo el veterano Falcon argentino, la filial local de Ford recurrió en 1982 al lenguaje de diseño global que la marca utilizaba por entonces para sus productos en el resto del mundo. Aplicar tales conceptos a un coche tan antiguo no careció de dificultades. Si bien hubo un plan para un repaso profundo de sus líneas, que puede verse aquí,  la falta de recursos destinados al mismo lo hicieron quedar sólo en un dibujo. Tal proyecto contemplaba una mixtura entre el diseño del Falcon tradicional (de la línea de cintura hacia abajo) y del Ford Granada (de la línea de cintura hacia arriba). Aunque no se llevó a cabo, la idea de "aggiornar" al Falcon según la imagen del Granada seguía primando. Aquel coche europeo se había importado al país a principios de la década, y había cautivado tanto a los fanáticos de la marca del óvalo como al público en general, con su diseño racionalista y elegante. 






Del otro lado del mundo, en Australia, el Falcon seguía su carrera comercial, estando ya en su cuarta generación, que había sido presentada en 1979. Ford de Australia también adoptó las líneas del Granada. Eran épocas previas a la globalización, y en cada mercado existía un modelo local y exclusivo. Hoy por hoy sin dudas el Mondeo o el Fusion ocuparían el mismo puesto en todos los mercados mundiales. En aquellos años el Falcon australiano no era igual al argentino, en Estados Unidos hacía década y media que no se producía, y el Granada se fabricaba y vendía en Europa, saliendo de factorías alemanas e inglesas. La segunda generación de ese modelo había sido presentada en 1977. 




En este comparativo vemos tres Ford contemporáneos. El Falcon argentino fabricado por Ixo para Salvat (en el centro de la foto), el australiano (miniatura de Trax, de color naranja, a la derecha) y al referente de ambos, el Ford Granada, miniatura de Vanguards, de color oro con techo vinílico, a la izquierda.  Fueron tres autos exitosos en sus mercados. Aunque el Granada tuvo mucha competencia en Europa, los Falcon reinaron en sus mercados respectivos  y fueron líderes en ventas prácticamente sin desafiantes. 




El Granada que estamos viendo correspondía a su segunda generación, presentada en 1977, que había sentado las bases del diseño de Ford para finales de los 70s, y el que prestaría sus conceptos a los demás modelos de la marca por casi la totalidad de la década de los 80s. Luego lo siguió el Taunus adoptando el mismo estilo. En Australia, el cuerpo del nuevo Falcon prácticamente calcaba las líneas del europeo, adaptándose a su plataforma, que era más ancha y larga. Se presentaba en 1979, dos años después de la aparición del Granada en Europa. El Falcon argentino apareció en 1982, tres años después del australiano y cinco años después que el Granada.




El Falcon australiano de 1979 constituía la cuarta generación del modelo. El Falcon argentino era la encarnación del quinto restyling de la primera generación. La imagen del coche de Oceanía prácticamente copia al mentor europeo. Los diseñadores del restyling argentino en cambio, se esforzaron por mantener vigente unas líneas que ya no podían disimular el paso de los años. Sin embargo los elementos de maquillaje utilizados lo acercaron bastante a los referentes. En el caso de esta unidad, tiene además techo vinílico y llantas idénticas a las del Granada, lo que los hace parecerse un tanto a primera vista. Las ópticas rectangulares flanqueadas por pilotos laterales color ámbar  y las parrillas de plástico negro con lamas horizontales con el óvalo azul al medio eran comunes a los tres. En el frontal del auto argentino se observa una línea cromada sobre el conjunto ópticas/parrillas que cumple la función de pieza de ajuste entre los nuevos elementos y la carrocería de vieja data. También pareciera que el paragolpes fue hecho con poco despliegue de recursos. A diferencia de los otros dos coches, con diseño específico y moderno, el parachoques del Falcon local estaba materializado con chapa cromada plegada y elementos plásticos laterales, con el agregado de topes de goma. Un diseño genérico que podría haberse adaptado cualquier otro modelo y que tenía antecedentes en el Taunus local. 





En sus comienzos el Falcon estadounidense era un coche "compacto", pensado para competir con los importados europeos. En Europa el Granada era un coche "grande", por éso en la comparativa los tres se ven como si pertenecieran al mismo segmento. El australiano y el europeo ostentan grandes superficies vidriadas y líneas de cinturas bajas, como era usual en aquellos años. El argentino nada podía hacer contra las matrices de carrocería originales de principios de los años 60s, y la menor superficie vidriada era idéntica a la original. Se usó el recurso de eliminar los ventiletes por primera vez en este restyling, y pintar los parantes de negro para disimular un tanto las pequeñas ventanillas. Más allá de las sinuosidades de la carrocería del modelo local, algunas líneas se mantenían en los ejemplares mas modernos. La línea de cintura, remarcada en el Granada con un filete decorativo, también aparecía en el coche australiano y eran elementos de diseño que estuvieron presentes en el Falcon desde su origen. Baguetas laterales inferiores también son comunes a los tres modelos. Los guardabarros del Falcon argentino denotan la antigüedad del diseño, hay diferencias entre los delanteros y los traseros y este último tapaba parcialmente la rueda. En los coches más modernos ambos lucen de forma semicircular e idénticas tanto delanteros como en traseros.  




Las lunetas traseras mantienen la premisa de mayor superficie acristalada y son convexas, de Idénticas formas en los autos extranjeros, bastante mas pequeña y plana en el local. El conjunto trasero compuesto por guardabarros, tapa de baúl, panel posterior y ópticas tienen casi el mismo diseño en los dos referentes. 


Es un tanto complicado saber a primera vista y rápidamente cuál es cual entre el Falcon australiano y el Granada desde esta posición. Tan parecidos son en sus diseños en este sector que pareciera tratarse del mismo auto. El Falcon argentino queda en desventaja porque la tapa del maletero tan pequeña en relación a la zaga del coche no puede disimular su antigüedad. A pesar de que los guardabarros traseros habían sido rediseñados suavizando las curvas que los modelos anteriores presentaban a la altura de los pilotos traseros, la modificación no fue tan profunda como para incluir nuevos y mas modernos pasos de rueda y una tapa de baúl mas amplia y cómoda. La boca de carga quedaba alta. Unos elementos que también tiene que ver con esa resolución tan conservadora son las ópticas traseras. A diferencia de los modelos de Europa y Oceanía, la filial argentina de Ford no recurrió a nuevas piezas acrílicas bajas y alargadas sino que echó mano a las conocidas luces traseras del Taunus, que de paso calzaban casi justo entre las molduras horizontales laterales de la carrocería. Ver a un Falcon con luces de Taunus fue una de las cosas que disgustaron a los observadores neutrales. Por supuesto, los fanáticos del modelo no hicieron ningún reparo. Con esas ópticas se habían planteado problemas logísticos a raíz de la nefasta guerra de las Falkland/Malvinas. Eran importadas desde Inglaterra y a causa del conflicto bélico dejaron de entrar, habiendo problemas de stock, hasta que autopartistas locales empezaron a producirlas. En pleno 1982 no estaba como para intentar importar o desarrollar localmente otras ópticas, y se optó por usar las que habían disponibles. 



En una vista aérea es muy difícil saber de qué restyling de Falcon argentino se trata, ya que no se aprecian los sectores más usualmente renovados en aquellas sucesivas y leves modificaciones que el veterano modelo recibía. El capó era idéntico al presentado en las versión 1973.  Techos y partes superiores de los guardabarros prácticamente no tenían diferencia tampoco con aquel modelo. En cambio los coches extranjeros estrenaban generación y sus piezas eran inéditas. Por cierto, el parecido entre los componentes de ambos, desde este ángulo es notable. Mas allá de las diferencias, lo apreciable también es la casi coincidencia de las longitudes de los tres modelos de antecedentes tan disímiles. 

El Falcon australiano siguió su exitosa carrera comercial hasta 2016, cuando se pesentó su octava generación que nunca se llegó a producir por el cierre de la filial local de Ford. El Granada fue reemplazado en los mercados europeos por el modelo Scorpio en 1985, aunque en Inglaterra hubiera sido vendido con su nombre original por un par de años mas. En Argentina el Falcon se discontinuó en 1991 habiéndose construído siempre versiones renovadas de su primera generación. 

CRUISER


19 comentarios:

  1. Fantástico el post, este tipo de comparaciones son muy interesantes y muy detallado todo lo referente a diferencias similitudes y rebusques locales para mantener con vida al Falcon. Cuando era chico yo pensaba que este era un auto distinto al Falcon de los 60s, lo confundía con el Taunus, creo que para mi visión infantil el rediseño daba resultado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Fran. Para mí fue un gran chasco y una berreteada total aquél rediseño. Ya habíamos conocido al Granada y pensé que la onda pasaría por ahí. Por producir un auto grande que se complementara con el novísimo Taunus que tanto me gustaba. Pero en lugar de éso siguieron recauchutando al viejo dinosaurio, con partes robadas al Taunus. Y bueno, es lo que había. La miniatura está muy linda, y con poco es mejorable.
      Saludos!

      Eliminar
    2. Coincido con vos, como auto me parece un engendro, un auto americano mal travestido de ford inglés. Digamos, si en el 82 yo hubiese tenido que comprar un cero km, seguro no elegía este, jeje. En las fotos aéreas es muy notorio lo que mencionás de las formas de baúl y capó, ni hablar de los guardabarros que lo delatan al toque. Tengo mi modelo en Argentina, cuando lo vaya a buscar le voy a modificar ese famoso eje delantero. Saludos!

      Eliminar
  2. Muy buena comparativa, aunque medio audaz jaja. Es increíble a lo que llegaron con el Falcon a lo largo de 30 años. Pensar que hoy dia un modelo recién salido no dura ni un año hasta que le meten un restyling, ya es el otro extremo, a punto de ser hartante y hasta desmotivador de querer comprar un 0km sabiendo que al poco tiempo pasa a ser viejo por tal o cual agregado o reforma.
    Y en nuestro hobbie pasa algo parecido, antes mal o bien podias estar actualizado con alguna marca o línea, hoy es imposible seguire el tren a ninguna, so pena de morir (quebrar) en el intento.
    Volviendo al Granada, cómo me gustaba ese auto, recuerdo verlo en la serie CI5 junto a los Capri, lo mejor de Ford en ese momento.
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Julián! La comparativa es una de las buenas cosas que nos permite este hobby, hacer arqueología automovilistica. Lisa y llanamente es imposible encontrar una foto con estos tres ejemplares reales juntos. Y no deja de ser pertinente porque eran contemporáneos, y el Granada inspiró a los otros dos. En aquellos años previos a internet ni sabíamos que en Australia existía ese Falcon tan particular. Y es cierto también eso que decís de que hoy un auto cero kilómetro cuesta mucho y viene con los días contados, porque los restylings con moneda corriente. Antes también era así en algunos países como Estados Unidos por ejemplo donde los modelos tenían cambios todos los años. El Falcon mismo de primera generación fue un coche muy efímero. Por eso será que a mucha gente gusta tanto (el que puede) gastar dinero en un clásico, que nunca pasará de moda y por el contrario adquirirá mas valor, antes de poner esa misma plata en un cero kilómetro que se desvalorizará ante el primer cambio de parrilla.
      Saludos!

      Eliminar
  3. En Australia, el viejo Ford Falcón de los años 60, fué reemplazado por el Ford Falcon Futura, desde 1966 hasta 1970 (en Chile se armó en la planta de Casablanca cercana a Valparaíso) tenía la línea del Mustang, las primeras unidades eran de origen australiano o mejicano, con motorización 6 o V8 full equipo. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos. Futura era una línea dentro de las distintas generaciones de Falcon, incluso aquí tuvimos los Futura. El que vos decís, parecido al Mustang era efectivamente la segunda generación del Falcon. Era mas cuadrado. Luego lo siguió el que conocimos como "Interceptor" en las películas de Mad Max, que era muy parecido a los Chevy argentinos, aunque parezca extraño. Y a esa generación lo siguió este que estamos viendo en el comparativo.
      Saludos!

      Eliminar
    2. Claro. Para la época de la tercera generación, ya no había falcón Americano en quebasarse, por lo que partieron del Torino 70 (el sucesor de nuestro Fairlane...), Para la cuarta se basaron en el Granada, y la quinta en el Scorpions. Pero siempre se llamo Falcón!! Excelente la comparativa. De esos post que valen mucho la pena leerlos!

      Eliminar
    3. Claro Juan Pablo. Al desaparecer al Falcon americano, a partir de la tercera generación el australiano tuvo que buscar otras inspiraciones. Así fue copiando los diseños de los Granada, Taurus, Scorpio y Mondeo.

      Eliminar
  4. Qué contraste el de la historia del Falcon australiano respecto del criollo! O en Australia eran muy ambiciosos, o en Argentina muy conformistas.
    Si no está flojo de proporciones, el australiano debe tener un ancho similar a nuestro Fairlane.
    Qué decir del autóctono respecto del Granada; son gemelos, a la manera de Schwarzenegger y Danny DeVito.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Américo. Creo que en Australia eran más exigentes y acá nos comprábamos los espejitos de colores que nos vendían. El comprador de Falcon argentino era muy conservador, pero estamos como en el caso del huevo y la gallina. Era conservador por comprar un auto antiguo? O lo compraba porque no había otra alternativa? Un Granada en lugar de Falcon hubiera andado bien aquí? Por un lado, se suponía que cualquier auto grande que llevara el óvalo azul en la trompa hubiera vendido excelentemente. Pero no pasó éso en el caso del Galaxy, que como reemplazo del Falcon fue un fracaso. El Falcon tenía su fama de auto duro e irrompible, que pasaba de padres a hijos y de abuelos a nietos. Aquí en el interior no había nadie que no tuviera un Falcon en la familia. El Galaxy no cumplió esa misión, de hecho a los pocos años de discontinuarse ya no se veían mas por las calles. Seguramente lo que se valoraba del Falcon era el hecho de ser un auto a la antigua, es decir "para toda la vida" literalmente.
      Saludos!

      Eliminar
  5. me encanta la comparativa!!! sudamerica y sus autos eternos jajajaj. igual ahi falta (en realidad no porque es muuuuuuuuuuuuucho mas chico) la inspiracion final del granada para el mercado brasileño, el delrey

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Bernardo! Pensé en el Del Rey. Pero lo descarté porque era de un segmento inferior al de estos tres. De todas maneras el lenguaje de diseño de la dupla Del Rey/Corcel evidentemente era el mismo. Y se metería en un comparativo con Taunus y Cortina.
      Saludos!

      Eliminar
    2. o en uno de renault 12 por el mundo

      Eliminar
  6. El Granada era una preciosura, obviamente mucho más agraciado que nuestro viejo Falcon.
    El australiano no es tan lindo, arrastra mucho diseño yanki, pero se me ocurre que tenía más motor que los otros dos sumados, los australianos son afectos a las altas cilindradas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El granada levantó mucho la vara en cuando a calidad y estética, para mala suerte del Falcon nuevo, lo conocimos aquí en los años 79/80, por éso el rediseño del Falcon fue tan desafortunado, al menos para mí.
      Saludos!

      Eliminar
  7. Me gusta mucho la entrada en el blog, nunca había visto a los tres grandes juntos, aquí se vendieron los Ford Granada como coche de importación, caro, y que pocos podían tener, asi que quedo como algo exótico de la marca, que vendía mejor el pequeño Ford Fiesta que se hacia en Almusafes (Valencia).
    Es una pena que con la globalización se cargaran la seña de identidad de cada coche en cada pais, asi antes reconocias un coche Australiano, un Americano y un Europeo, ahora son tan insulsos, que lo vendan donde lo vendan, ya no tienen alma....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es totalmente cierto. Aquello era la "fauna automovilística endémica" de cada país. Hoy todos estos autos fueron reemplazados por el modelo mundial "Mondeo". Lo mismo pasa con otras marcas y otros segmentos.
      Saludos!

      Eliminar