jueves, 18 de diciembre de 2014

SEAT 1200 SPORT (1975)

El 1200 Sport fue un coupé pequeño fabricado por la marca española entre 1975 y 1980. La carrocería era obra del diseñador italiano Aldo Sessano para NSU, que SEAT compró a la marca alemana, que no iba a utilizarlo.



El NSU original iba a ser un coche de motor trasero, por eso la carrocería presentaba sendas tomas de aire en la parte lateral posterior. Curiosamente SEAT mantuvo esas aberturas por más que el motor se ubicaba ahora en la parte delantera.



El desarrollo del coche estuvo a cargo de la empresa Inducar. Se montaba sobre la plataforma del SEAT 127. En un principio el coche iba a ser la versión coupé del 127, y con ese nombre se conocía el proyecto. Posteriormente se decidió que el nombre comercial del vehículo sería “1200 Sport” haciendo alusión a su cilindrada.



Su potencia era de 67 CV. El motor era el del SEAT 124, montado transversalmente e inclinado 17 grados. Con este impulsor el pequeño 2 + 2 llegaba a los 158 km/h. Popularmente se lo conoció como "Bocanegra" debido a la franja de ese color que rodeaba la calandra y el frontal.



En 1977 recibió un motor de 1.438cc proveniente del SEAT 1430, y se llamó “SEAT 1430 Sport”, sin cambios estéticos exteriores.



En 1979 cesó su producción, sin dejar ningún sucesor directo, y luego de 19.332 unidades producidas.



La miniatura es IXO, de la colección española de SEAT.



CRUISER

lunes, 15 de diciembre de 2014

AMC PACER X (1975)

Ya hemos visto en este blog al AMC Pacer en su versión "Levi´s" y sus inusuales características, tan lejanas al estándar de la producción americana de los años 70s.



Se trataba de un coche de reducidas medidas de largo, aunque con un ancho notable, y una comodidad interior que igualaba o superaba a los autos de “tamaño completo”.



Su gran superficie acristalada le trajo adhesiones y rechazos en partes iguales, y fue llamado “la pecera rodante". A pesar de tanta superficie transparente, el Pacer tenía una estructura interna antigolpes que se anticipaba en varios años a las requisitorias de la legislación americana en materia de seguridad pasiva, lo cual incluía un refuerzo rígido interno de deformación programada para absorber impactos. Debido al ancho del coche, los pasajeros viajaban lejos de las ventanas, lo que les aseguraba un plus de protección en caso de impactos laterales.



La baja línea de cintura otorgaba al conductor excelente visibilidad, lo que contribuía también a mejorar el aspecto de seguridad.



La prensa especializada alabó las virtudes del Pacer y resaltó el esfuerzo de AMC por dejar de lado viejos preconceptos y producir un coche adaptado a los espacios reducidos, maniobrable y ágil. Ponderaban también su andar suave y silencioso. Era el primer auto “chico” americano que tenía aislaciones acústicas de habitáculo y vano motor.



El Pacer sin embargo puso en acento en la seguridad, y los elementos de refuerzo estructural sumados a la cantidad de vidrio, hicieron que el coche fuera muy pesado para su tamaño. Más allá del loable énfasis puesto en ese rubro, el comprador promedio no estaba muy concientizado al respecto, faltaban muchos años aún para que la industria y la legislación se interesaran en la seguridad, y muchos más para que el cliente defina una compra por ese motivo.



La versión “Pacer X” era un pack disponible entre 1975 y 1978. Luego fue renombrado como “Sport”. Equipaba asientos de tapizado vinílico, volante deportivo, limpialavalunetas con desempañador, palanca de cambios al piso y barra estabilizadora frontal. Tenía llantas de aleación y calcos laterales con la identificación del modelo.



La maqueta de Premium X es una edición especial de 750 unidades, hechas para la casa de hobbies alemana “Model Car World”.

CRUISER

viernes, 12 de diciembre de 2014

CHEVROLET AMAZONA (1963)

Con 75 años de historia, el estadounidense Chevrolet Suburban es el coche de serie con más tiempo ininterrumpido de producción del mundo. El Suburban es el concepto que copió GM do Brasil para el “Amazona”.


Se trataba de una versión totalmente local, sin parangón en Norteamérica, basada en la pick up “3100” que GM fabricaba en exclusiva para Brasil.

El “Amazona” era un pretendido coche familiar, pero basado en un rústico vehículo utilitario.
Podía tener tres hileras de asientos, o retirando la tercera un compartimiento de carga capaz de soportar 650 kilos de peso. Tenía una puerta de acceso en su lado izquierdo, y dos en el derecho.

El motor era el conocido Chevrolet de seis cilindros en línea de 142 CV con caja manual de tres velocidades.

En la práctica, la Amazona era un utilitario rústico, poco cómodo y para nada confortable. Era poco estable en caminos de tierra, y la estanquedad de los burletes no era tal, por lo que el polvo y el agua se filtraban fácilmente al interior. Las piedras lanzadas por los neumáticos impactaban sobre los guardabarros traseros, arruinando la pintura de los mismos. Las ventanillas eran muy duras de accionar.
Como no todas eran malas, se le elogiaba su dirección liviana, aún sin asistencia hidráulica, su consumo y aceleración razonables.

Un total de 2.626 unidades fueron producidas, hasta la llegada de su reemplazo, la versión “Veraneio”, que ya hemos visto en este blog.

La miniatura corresponde al coleccionable brasileño de DeAgostini. Cuenta con otro interesante e inédito molde, con buenos detalles, donde sobresale el fino trabajo de la parrilla. Ha sido retocada en las ruedas (como suele suceder en este coleccionable, eran totalmente plateadas) y también he pintado los interiores en una combinación de blanco y verde, según fotos del modelo original. La peana y la matrícula dicen erróneamente “Amazonas” cuando el nombre real del vehículo carecía de la “s” final.


CRUISER

miércoles, 10 de diciembre de 2014

VOLKSWAGEN SEDÁN ÚLTIMA EDICIÓN (2003)

En una excepción justificada por tratarse de la última serie del auto más emblemático de la historia, este Volkswagen fabricado en el Siglo XXI es el único coche de mi colección que no pertenece al Siglo XX. 



En 1971, la producción mundial anual de Escarabajos llegó al récord nunca igualado de 1,3 millones de ejemplares. En 2003 sólo se produjeron 30.000, siendo la fábrica mexicana de Puebla el único lugar donde el modelo se seguía haciendo.



65 años después de su lanzamiento y con el récord de 21,5 millones de ejemplares vendidos, la demanda venía bajando, y en mayo de 2003 Volkswagen anunció el fin de la producción del venerable modelo.



Para ello se produjo una edición limitada de 3.000 ejemplares, denominada “Ultima Edición”, que presentaba estas características: Colores azul acuario y beige luna (sólo uno fue rojo, y se hizo para un ejecutivo de la firma). Neumáticos de banda blanca, llantas de acero con el color de la carrocería, radio con reproductor de CD y antena, habitáculo totalmente alfombrado y con aislaciones especiales contra el ruido, manillares cromados y emblema en la tapa de la guantera con una placa conmemorativa



El 30 de julio de 2003 sale de fábrica el último ejemplar, que fue inmediatamente enviado al museo Volkswagen en Autostadt, Wolfsburg. El penúltimo (Ultima Edición número 2.999) quedó en el Museo y Club del Automóvil de Puebla.



Una publicidad de la edición especial mostraba un espacio pequeño para estacionarse y algunos grandes autos que trataban en vano de ocuparlo, entonces una frase aparecía diciendo “Es increíble que un auto tan pequeño deje un vacío tan grande.



La miniatura es Schuco y reproduce con fidelidad las características de aquella Ultima Edición. Tiene detalles de terminación en cantidad y calidad inusuales, es el Escarabajo que más me gusta de mi colección y uno de los mejores que he visto jamás en 1/43. No podía ser más apropiado para cerrar esta saga referida al auto más famoso de todos los tiempos.


CRUISER

lunes, 8 de diciembre de 2014

COMPARATIVO 19 - VOLKSWAGEN SEDAN TAXIS (1985)

En México el Escarabajo se fabricaba desde 1964.  En Brasil, desde 1958. Como ya hemos visto, los diseños americanos del coche fueron mucho más conservadores que los últimos que salieron de fábrica en Alemania.



En Brasil, la versión más reciente se fabricó hasta 1986. Se trataba de la “1600 S” de carburador dobleNunca adoptó las ventanillas de mayor tamaño que tuvieron los europeos, según se afirmaba, debido a que las temperaturas tropicales convertirían el habitáculo en un invernadero. Otras versiones más prácticas sugerían que esto se debía a que Brasil utilizaba las matricerías súper amortizadas que Alemania había dejado de usar.



Entre 1993 y 1996 se volvió a producir por orden del presidente Itamar Franco, a fin de asegurar a las familias de menores recursos el acceso al primer automóvil, aunque su desfasaje temporal y tecnológico hizo que las expectativas de venta no fueran colmadas. El Fusca se despidió definitivamente de Brasil luego de más de 3,3 millones de unidades fabricadas.



La última versión mexicana del “Vocho” tenía como adelantos encendido electrónico, inyección de combustible y catalizador.



En México el Escarabajo se utilizó masivamente como taxi. Para facilitar el ingreso del pasajero, el asiento del acompañante se eliminaba en los vehículos destinados a tal fin. Evidentemente aunque las desventajas de un vehículo de dos puertas para funcionar como taxi son mayúsculas, el bajo costo de mantenimiento, y la nobleza mecánica los hizo elegidos por las flotas.



Las miniaturas que vemos son las aparecidas en la edición Taxis Del Mundo de Altaya. Corresponden a la ciudad de México (la verde) y a Río de Janeiro, la amarilla. Ambas del año 1985.


Como curiosidad, notamos que a pesar de haber podido hacerlo, Altaya no repitió el molde sino que se trata de dos versiones distintas. El sector trasero es el que los diferencia mayormente. En el mexicano aparecen dos salidas de escape, presentando sólo una el brasileño. También aparecen dos líneas horizontales de rejillas de ventilación en la tapa del motor.



Los interiores negros no permiten apreciarlo, pero en el coche mexicano no está el asiento del acompañante, lo que era habitual según lo que leímos más arriba.  Los tapacubos de ambos autos también presentan diferencias. Un apreciable error de Altaya radica en la luneta trasera. En ambas versiones son iguales, pero en la realidad, para 1985 el mexicano tenía la suya de mayor tamaño que la del brasileño.



Algunos retoques artesanales se han hecho: sombreado de agujeros en llantas, pintado de negro en las rejillas de ventilación de los pilares “C”, y un toque de color plata en los zócalos del mexicano, tal cual lo presentaba la versión de serie original. Las ópticas traseras también se han retocado: originalmente eran enteramente de color rojo. Se pintaron también
 las franjas negras en los paragolpes y los pilotos delanteros incluídos en los mismos. 

CRUISER