domingo, 8 de diciembre de 2013

CITROËN DS 19 DÈCAPOTABLE (1961)

Una de las tantas versiones del fascinante DS fue la Dècapotable (Cabriolet).



Las líneas suaves, fluídas y futuristas del DS agregaban mayor encanto a este cabrio.



En el caso del que representa la miniatura de la marca Norev, se trata de un DS 19, que tenía un motor de 1.911cc.



Este modelo corresponde al año 1961, cuando la potencia del motor pasó de 75 a 83CV.



La versión de la miniatura corresponde al diseño de Bertone, y era fabricado en los talleres Chapron. Los planes de Citroën para producir el modelo databan de 1956. En ésa época no existía en Francia otro carrocero además de Chapron. Este modelo se llamó “Cabriolet de fábrica” o “Usine” para diferenciarlos de los otros cabrios con los que Chapron había experimentado, fruto de su propio diseño y que también hemos visto en este blog.



Los cábriolets descapotables de la época son siempre coches muy deseados y reservados a una clientela de nuevos ricos o de propietarios que quieren mostrar ostensiblemente su poder adquisitivo y financiero. Eran muy raros en la Francia de los años 60s donde el segmento era dominado por el DS y el Peugeot 403.



El cábriolet DS fue construído desde 1960 a 1971, en un total de 1.219 unidades. Como se basaba en una adaptación artesanal del vehículo familiar, los coches estándar totalmente terminados eran enviados desde la fábrica hasta los talleres Chapron, donde literalmente se desmantelaban y se tiraba a la basura las partes que no se iban a utilizar para proceder a su transformación. Como es de imaginar, el costo de este proceso era muy alto, de ahí el precio final del producto.



Sólo a partir de 1964 los chasis con motor y la parte anterior de la carrocería fueron enviados a Chapron desde la fábrica para bajar costos. A partir de 1971 Citroën retiró oficialmente el Cabriolet de su oferta de fábrica, aunque Chapron los siguió fabricando bajo pedido hasta 1977.

CRUISER


5 comentarios:

  1. La versión cabrio del DS me pareció de siempre uno de los cabrios más bonitos y con más personalidad de la historia del automóvil. Y tan francés como un gendarme con una baguette!

    Muy bonita pieza y emblemática.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. esta versión es mucho más agraciada que las otras chapronadas.
    se nota la mano de bertone en esto.
    aunque de todos modos, este citroen tiene un diseño tan especial que cualquier modificación, sólo sirve para empeorarlo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Cruiser!!!!!

    Me parece rarisima esta versión. La veo muy "larga", me imagino las dimensiones de la capota.
    Que épocas donde todavía existían los carroceros, que metían mano a los autos originales. Las cosas que se podrían hacer hoy....

    Saludos!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  4. Muy bonito, pero prefiero la versión Charpon "con techo" que mostraste hace un tiempo atrás.

    Fijate si te llego un mail mio, con una veintena de fotos.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Lindo auto, pero queda eclipsado ante la belleza de la francesita que está junto a él en la primer foto.
    Años sesenta, el Mayo francés, la imaginación al poder, Brigitte Bardot, Francoise Hardy, Simone de Beauvoir...
    Que años!
    Abrazos!

    ResponderEliminar