jueves, 30 de abril de 2015

FIAT 130 (1969)

El 130 de Fiat era un gran coche ejecutivo, fabricado entre 1969 y 1976, en formato berlina 4 puertas y coupé.



La berlina se presentó en el Salón de Ginebra, en 1969. Venía a sustituír al Fiat 2300. Era de concepción muy moderna, con suspensión independiente en la scuatro ruedas, dirección asistida y cuatro frenos a disco.



Tenía un diseño rectangular, acorde a las directrices que Fiat venía aplicando a sus sedanes de cara a la década del 70.



Utilizaba un motor “Tipo A” V6 a 60 grados, de 2.866cc y 140CV. Para 1970 la potencia se llevó a los 160CV, aumentando la relación de compresión y el diámetro del carburador.



La prensa especializada pronto llegó a la conclusión de que e lmotor de 140 CV resultaba insuficiente para lidiar con los 1.600kg de peso, por lo tanto, el Fiat 130 berlina tipo "A" no podía competir con los grandes sedanes de BMW y Mercedes . El diseño interior no era ambicioso ni sofisticado, con diales rectangulares en el tablero de instrumentos, y abundante plástico negro por todas partes.



Un nuevo motor se introdujo en 1971, con cilindrada de 3.235cc y 165CV. Se llamó “Tipo B”.



La producción de la berlina terminó en 1976, con 15.093 unidades producidas. En Argentina existe un solo ejemplar, regalado en su momento al entonces presidente Perón por parte del presidente de Fiat durante su exilio en España. El coche fue ingresado al país en 1974 y es del mismo color del que se muestra en la miniatura, fabricada por Starline.


CRUISER. 

martes, 28 de abril de 2015

ZASTAVA 128 (FIAT 128 EUROPA) (1983)

Para complementar la oferta del Zastava 101 (una versión 5 puertas liftback del Fiat 128 europeo que se producía exclusivamente) la fábrica serbia incorporó la producción de un sedán cuatro puertas idéntico al Fiat 128 original.



El coche se llamó en principio Zastava 128. Los primeros ejemplares salieron de fábrica el 16 de mayo de 1971.



El Zastava 128, llamado popularmente “el ocho” , se ofrecía en versiones de 1,1 y 1,3 litros, de 55 y 65CV respectivamente.



La distancia entre ejes era de 2.449mm, la longitud total era de 3.840mm. Su configuración de motor delantero transversal le confería un gran volumen al habitáculo. Sus avances tecnológicos, que incluían tracción delantera y suspensión independiente en las cuatro ruedas lo adelantaron respecto a sus competidores contemporáneos y le dieron herramientas para permanecer en la oferta muchos años.



En 1976 el 128 italiano presentó un rediseño que incluía faros rectangulares, parrilla de plástico envolvente y nuevos pilotor traseros. Esa versión se conoció en muchos países (incluso Argentina) como “Europa”. Tal rediseño también fue adoptado por Zastava en 1983, y es el que corresponde a la miniatura que estamos viendo.



La mayoría del volumen exportado se vendió a Egipto, sin dudas el país del mundo con más “128” en sus calles, ya que versiones del mismo se han producido localmente hasta muy entrado el Siglo XXI. La fábrica de la ex Yugoslavia exporta aún hoy al país africano kits para ensamblar localmente los “128”, donde siguen siendo muy populares y solicitados.



La miniatura es IST/DeAgostini, de un coleccionable de Europa del Este, con los retoques de siempre.



CRUISER


domingo, 26 de abril de 2015

FIAT 128 (1970)

El Fiat 128 se fabricó entre 1969 y 1990. Se presentó en Italia como sustituto del legendario “1100”., y fue el primer modelo que Fiat comercializó con tracción delantera y motor transversal, según el diseño del célebre proyectista de la marca Dante Giacosa.



Esta configuracióna, entre otras, ofrecía la ventaja de permitir a la mecánica ocupar un espacio mínimo, con la consiguiente ventaja que esto representaba de cara a la habitabilidad, la cual aprovechaba un espacio útil del 80% para el habitáculo, destinando sólo el 20% restante a los elementos mecánicos.



En el momento de su lanzamiento comercial, ofrecía tres configuraciones de carrocería: berlina de dos puertas y cuatro puertas y familiar de tres.


Ofreció en su lanzamiento, un motor de de 1116 cc, que desarrollaba 55 hp (DIN). Más tarde, se introdujo una nueva versión con 1290cc, y finalmente un 1500 para ciertos mercados emergentes, que estaría presente en las versiones más equipadas comercializadas en dichos países, entre ellos Argentina. Estas avanzadas mecánicas creadas por el proyectista de motores de Ferrari, el ingeniero Aurelio Lampredi, contaban con árbol de levas en cabeza accionado por correa dentada de neopreno, lo cual supuso una primicia a nivel mundial en su momento.

El Fiat 128 es producido a nivel europeo hasta el año 1979, con su sucesor el Fiat Ritmo ya en el mercado; mientras que finalmente, en 1990, el modelo ve cesada también su producción en Argentina. A pesar de haberse dejado de producir bajo el nombre de Fiat 128, actualmente la fábrica serbia Zastava produce hasta la actualidad un modelo muy similar basado en el Fiat 128, el cual es llamado Skala 101 con el motor de 1116 cc que equipó el 128.

El 128 surgió con un diseño de carrocería que casi no varió en el tiempo. Inicialmente poseeía ópticas delanteras circulares, parachoques metálicos y pilotos traseros horizontales. Más tarde, el diseño exterior fue modificado, adecuándolo a los nuevos tiempos. Se instalaron nuevas ópticas rectangulares de mayor tamaño que las anteriores, y pilotos traseros de nuevo diseño. Este modelo fue conocido como "Europa" en varios mercados. También se renovó el diseño del salpicadero.

Producido inicialmente por Fiat Concord, comienza su venta en Argentina en 1971. En sus principios ofrecía una carrocería berlina de cuatro puertas, con prácticamente el mismo diseño que tenía a nivel mundial. En 1973 se lanzaba la exclusiva versión autóctona familiar, que adoptaba cinco puertas en lugar de las tres del modelo original. El 128, en aquel entonces, estaba equipado con los motores de 1100 y 1300 centímetros cúbicos, salvo la versión familiar que contaba únicamente con el de motor 1300.

En total, se produjeron en Argentina (incluyendo todas las versiones y carrocerías) 255.110 unidades.
La miniatura es marca Grani & Partners para DeAgostini.
CRUISER

viernes, 24 de abril de 2015

FIAT 125 SPECIAL (1970)

Por primera vez en este blog, y por una desprolijidad de mi parte, presenté el Fiat 125 antes en un comparativo que en su entrada específica. Aquí tenemos entonces al Fiat 125 en su propia entrada. El Fiat 125 era el sucesor del Fiat 1500, y estaba en principio fabricado utilizando la misma plataforma de aquél. Su carrocería derivaba de las líneas del recientemente presentado Fiat 124, e incluso compartía algunas partes con éste.

Fue producido entre 1967 y 1982. Se fabricó también en Polonia con al nombre de Polski Fiat y en Argentina con su denominación original. Disponible exclusivamente en origen como berlina de cuatro puertas laterales, en estos dos países llegó a ofrecerse incluso con carrocerías familiares y pickup, más un inédito coupé producido sólo en Argentina.


El Fiat 125 nació como respuesta directa a la amenaza que supuso el cambio de moda en Europa a mediados de los 60 para el Fiat 1500 .Pese a sus buenos acabados y merecida fama de de vehículo económico y fiable, la evolución del 1500 mediante el alargamiento de su plataforma para convertirlo en el 1500 C no hizo sino granjearle fama de anticuado por su similitud con los Fiat de estética "americanizada", (los Fiat 1300 por una parte y los Fiat 1800/2100 por otra), cuya sustitución por los Fiat 124 y Fiat 130, de líneas muy modernas, era inminente.

En realidad los planes para el reemplazo del 1500C ya contemplaban el proyecto “132”, que estaba avanzado, cuando la marca decide acortar la espera y presentar el 125, sin mucha inversión, partiendo de la plataforma existente y con línea muy parecida a la del 124, a fin de comercializarlo hasta tanto el 132 se pudiera ofrecer al público.

Respecto del 124, el 125 tenía una distancia entre ejes 8 cm. mayor, lo que garantizaba una habitabilidad mejorada, situando al nuevo modelo en un escalón superior, pero aprovechando en lo posible elementos en producción, como visiblemente las puertas del 124 Special aunque con el asiento posterior colocado sustancialmente más atrás.

Para mantener su estatus respecto al 124, en Italia montó sólo los motores de 1608 cc «bialbero» con dos árboles de levas en cabeza que en un principio no se montaron en la gama 124. El modelo se destacó por su potencia y prestaciones, que le permitieron participar en rallyes y competiciones de toda clase. Se fabricó en su país de origen hasta 1972, y en otros como Argentina hasta 1982, siendo el último de la línea en la gama argentina el modelo «125 Mirafiori», a mi criterio el más lindo 125 de todos los tiempos.

Su amplio habitáculo de gran superficie acristalada tenía capacidad para 5 plazas, a pesar de que el túnel de la transmisión, como en otros muchos coches de propulsión clásica, mermaba el espacio útil para los pasajeros.

La miniatura es Starline, representa la versión “Special” de 1970. Esta serie tenía retoques mecánicos que le permitían alcanzar los 100 CV, caja de cambios de 5 velocidades y algunos retoques estilísticos en su carrocería (Recordemos que el 125 original era idéntico al que aquí en Argentina conocimos como "1600"  y que en este blog hemos visto bajo la denominación "Polski Fiat 125"). Fue muy apreciado por sus prestaciones y lujo, llegando a estándares de coches de gama más alta. .


CRUISER

miércoles, 22 de abril de 2015

CHEVROLET BONANZA (1988)

La moda de los vehículos SUV ya estaba imponiéndose en el mundo, cuando en Brasil no existía un exponente del estilo ofrecido a la venta por ninguna terminal. Las versiones familiares derivadas de coches de turismo tenían un gran éxito entre los compradores, pero los SUV no eran eso: se trataba de vehículos de mayor volumen y despeje, capaces también de transitar caminos difíciles.



Desde hacía mucho tiempo, Chevrolet ofrecía al mercado las versiones “Veraneio” derivadas de las grandes pick ups, que además eran utilizadas por fuerzas de seguridad y como ambulancias, pero el concepto SUV aplicaba más a la que en Estados Unidos se conocía como Blazer, es decir, una pick up S/10 carrozada y de dos puertas, con menor distancia entre ejes y por tanto más maniobrable también en ciudad.



Algunos carroceros independientes como SR (Souza-Ramos) y Brasinca, a partir de la pick up A-20, acortaban su chasis y la complementaban con una cabina posterior cerrada, creando un habitáculo contínuo para seis ocupantes. Estas transformaciones tuvieron gran acogida entre el público. El modelo de Brasinca se llamaba “Passo Fino”. La General Motors brasileña aprovechó ese incipiente nicho del mercado, y no tardó en ofrecer su propia versión, que era muy parecida a la que producía Brasinca, pero que integraba en un solo elemento la cúpula trasera al cuerpo del vehículo. La nueva versión se llamaba “Bonanza” en alusión a la famosa serie de TV norteamericana, emitida desde 1959 hasta 1973 y a partir de 1963 en le televisión brasileña. El logo y el respaldo de la marca Chevrolet fueron un gran espaldarazo para la Bonanza, que rápidamente desplazó del mercado a los productos de carroceros independientes.  



Las anteriores “Veraneio” (vehículos similares pero de cuatro puertas y carrocería de tamaño completo) habían sido discontinuadas en 1988, por lo cual el consumidor que deseaba una pick up con capacidad y comodidades de “perua” no tenía mucho que elegir. La apertura de las importaciones a finales de la década de los 80s trajo productos de un segmento para el cual la industria local no tenía ninguna oferta.



La Bonanza tenía su distancia entre ejes acortada de 323 a 259 cm respecto a la pick up de la que derivaba, que a su vez era una camioneta con diseño propio, que arrastraba la tradición de GM de producir en Brasil pick ups sin parangón en el resto del mundo. Su comportamiento en ruta era aclamado, a la vez que en ciudad, su longitud (menor a muchos coches familiares contemporáneos) también la hacía ágil. Los conductores prefirieron este vehículo por su posición de manejo elevada, y por considerar que ese aditamento la haría más segura a la hora de algún accidente. A pesar de que su amplio interior hubiera podido alojar cómodamente a seis pasajeros, Chevrolet orientó el producto a la deportividad y el confort, dotándolo de dos butacas delanteras separadas por un generoso portaobjetos.



Su peso de más de dos toneladas, sin embargo, hacía que el motor gastara más de lo aconsejable. Sumado esto el hecho de que el alcohol que movía sus motores tenía un 33% menos de poder calórico que la nafta, por lo tanto la autonomía del tanque de combustible se reducía notablemente, debiendo repostar cada 400 kilómetros. Las últimas versiones incorporaron motor turbodiesel, que solucionó ese problema.



La Chevrolet Bonanza fue discontinuada en 1994 reemplazada por la nueva Blazer, después de 3.885 unidades producidas, dejando escrita una página importante en la historia del automóvil del país vecino, ya que su concepto estableció una bisagra en el gusto de los consumidores. El nuevo nicho inaugurado, el de las SUV prácticamente marcó el inicio del declive de las famosas “peruas”, y abrió el camino a las futuras SUV familiares al estilo “Ecosport” y todas sus copmpetidoras, tan apreciadas por los consumidores de la región.



La miniatura es del coleccionable “Carros Inesqueciveis do Brasil", con todos los retoques acostumbrados.



CRUISER



lunes, 20 de abril de 2015

RENAULT 16 TX (1973)

En 1973 se presenta en el Salón de París la versión TX del Renault 16.



Se trataba de una serie de lujo, con motor de 1647cc y caja de cambios de cinco velocidades.



El TX se distinguía de otros Renault 16 por algunos detalles externos. En el frontal, contaba ahora con cuatro faros rectangulares.



Los pilotos traseros también habían crecido de tamaño.



Las ruedas eran las deportivas de origen Gordini (conocidas en nuestro país por las versiones más equipadas del Renault 12).



Contaba con un alerón trasero en la parte superior del portón. Tenía además limpiaparabrisas trasero, parabrisas laminado, cinturones de seguridad automáticos, levantavidrios eléctricos, cierre centralizado y aire acondicionado opcional.



La producción del Renault 16 terminó en 1980, después de 1.846.000 unidades producidas en todas sus versiones. Fue reemplazado por el menos exitoso Renault 20.



La miniatura es Universal Hobbies.

CRUISER


sábado, 18 de abril de 2015

RENAULT 16 (1965)

Renault necesitaba, a principios de los años 60s, de un coche nuevo y revolucionario que reemplazara al anticuado Frégate, que había perdido la batalla contra el Citroën DS. Desde 1961 se comenzó a ttabajar en el nuevo proyecto, que originalmente iba a denominarse Renault 1500.



En octubre de 1964 se presentaron oficialmente las primeras fotos (el año anterior algunas imágenes habían sido filtradas por revistas especializadas).



El nuevo modelo fue uno de los primeros en presentar la configuración que hoy se llamaría “hatchback”, en aquellos tiempos era novedoso y los esfuerzos por parte de los periodistas para describirlo no eran pocos. La revista English Motoring Illustrated declaraba:  El Renault 16 es un coche familiar grande, pero que no es ni una berlina ni una rural, pero lo más importante, es un poco diferente”.



Fue elegido “Coche del año” europeo en 1966, siendo el primer auto de la marca en conseguir el preciado galardón. Se fabricó en Flins y Sandouville (Francia), Novo Mesto (Yugoslavia) y Melbourne (Australia).



Se vendió muy bien en Europa y  tuvo por rivales a Citroën GS, Fiat 125, Ford Taunus, Opel Ascona y Seat 131 entre otros.



Al igual que el Renault 4, el 16 tenía una mayor distancia entre ejes de un lado que del otro, para dar lugar a la barra de torsión de la suspensión trasera. También copiaba el esquema de la caja de cambios situada por delante del motor, permitiendo así un mejor equilibrio de los pesos, y obligando a la caja de cambios a ubicarse en el tablero, permitiendo mejor espacio en las plazas delanteras.



El Renault 16 contaba con un gran espacio interior. Su motor delantero longitudinal tenía dos opciones, uno de 1,4 litros y 55 CV  y posteriormente otro de 1,6 de 93CV, con el que desarrollaba hasta 93 CV en las versiones TX.



La miniatura es Minichamps, y presenta en el asiento del acompañante un inexplicable perro lanudo.  

CRUISER